Meeting point for socioeconomic aspects of banknotes … worldwide free banknote interchange…

Monthly Archives: February 2012

CATÁLOGOS

Catálogos que intentan la clasificación de los billetes locales que se emitieron durante la Guerra Civil española:

1. El primer catálogo de billetes locales lo publicó la International Society Note Bank de EEUU en 1978.


Título: PAPEL MONEDA DEL SIGLO XX. Estaba compuesto por varios tomos y uno de ellos se titulaba: El papel moneda local emitido durante la guerra civil española. 


Autor: Kenneth Graeber. Durante año y medio, desde 1937 hasta diciembre de 1938, formó parte de la división 35 de las brigadas internacionales, conduciendo una ambulancia. Por lo que viajó por la zona republicana coleccionando vales de las ciudades por las que pasaba.

En la actualidad se nombra como antecedente histórico, pero apenas se usa porque está muy desfasado. En su registro faltan numerosos billetes, sobretodo de Andalucía.



2. Mucho más completo que el anterior, en cuanto a número de pueblos y de billetes. Abarca toda la geografía española en la que se emitieron los billetes municipales.

Título: Los Billetes. Billetes Municipales. Guerra Civil. 1936 – 1939.

Autores: Juan Montener Amorós y Andreu Garí Berges. Editorial: Expo Galería, S.L.

Los datos en cuanto a precios ya son orientativos porque han pasado algunos años desde su publicación y hemos encontrado variaciones o pueblos que no aparecen catalogados.

3.  Son muy completos porque abarcan zonas concretas, que están muy bien estudiadas.


Títulos: El paper moneda Catalá 1936-1939, El paper moneda Catalá a la franja de ponent 1936-1939 y El paper moneda del Pais Valenciá 1936-1939.

Autor: Antoni Turró i Martínez: En la guerra civil, luchó en el frente de Aragón, donde fue nombrado Teniente del ejercito republicano.

Estos catálogos vienen a exponer algo evidente en el mundo de la numismática, que en Andalucía no se ha hecho un estudio exhaustivo sobre los billetes que se emiteron en la época de la Guerra Civil, como se ha hecho en Cataluña y siguen sin estudiarse. Lo más grave es que cada vez será más difícil hacerlo, debido a la falta de testimonios orales porque la mayoría de las personas que vivieron en esa época han fallecido. A eso se une a la falta de organización y la dispersión de la documentación. Si alguien se anima….

4.  Catálogo con los billetes del Banco de España durante la Guerra civil.


Títulos: Los billetes del Banco de España durante la guerra civil

Director: Juan Montaner Amorós

Al igual que el anterior, este catálogo se dedica de forma exclusiva a los billetes que circularon en España durante la Guerra que no estaban controladas por la Segunda República.

5.  El catálogo más completo que hay hasta la fecha y el que se debería usar como referencia a la hora de realizar compras.


Títulos: Catálogo especializado de Edifil

Director: Angel Laiz. Coordinadores: Pedro Arroniza y Carlos Echenagusia

En este catálogo se detallan y describen los billetes con más precisión que en los anteriores. Es el más completo incluyendo pruebas de billetes que ni si quiera circularon.

Es de fecha de Mayo de 2002, es la obra mas completa que existe en cuanto a descripciones de billetes y pruebas de billetes que nunca llegaron a ponerse en circulación.

Aunque hemos indicado que es el que se debe usar como referencia para la compra y venta de billetes y aunque es el más actual (publicado en mayo del 2002), los precios que se muestran son un poco obsoletos.

Advertisements

FOTOGRAFÍAS PARA ILUSTRAR LAS CARACTERÍSTICAS DE LOS BILLETES

– Medidas y formas:
1. Circulares
2. Cuadrados
3. Rectangulares: de 8 a 15 cms de largo y de 3 a 8 cms de ancho.
– Materiales: cartulina, papel, papel de las fichas municipales, pergamino, cuero, madera… Algunos pueblos llegaron a emitir chapas de de cinc, cobre, hierro o latón.
– Diseño: muy variado. Pueden aparecer monumentos o motivos de la localidad, políticos, personajes históricos, el número de serie, la fecha, el sello y/o la firma, incluso la huella de algún responsable.
Estas diferencias de diseño se pueden achacar a la precipitación, a la provisionalidad y las ganas y medios que le pusieran los responsables de la localidad.

Fotografías para ejemplificar las características de los billetes, desde los más sencillos a los más elaborados:

Navas: simple y rudimentario. Muy sencillo en su diseño. Monocromático. Sello en la parte posterior.  Realizado en un papel muy gordo.
Villanueva de Castellón: Muchos de estos billetes se asemejan más a los vales. Pueden ser cuadrados o circulares y éstos eran realizados generalmente en cartón, en vez de rectangulares. El material del que están hechos es mucho más burdo que el de los billetes más largos.
Parte posterior del billete de la localidad de Valdeltormo: En muchos billetes se usa la firma de algún representante del Ayuntamiento y/o el sello de la localidad en la parte posterior o delante.
Nulles: Algo más elaborado, pero bastante sencillo también. Realizado en un solo color. Solo aparecen letras, no hay imágenes.
Utiel: Se mezclan dos colores en un mismo billete. Están algo más elaborados, pero no deja de predominar el texto, aunque se usa un borde que rodea el billete con motivos de la localidad. Sus medidas son más rectangulares que cuadradas, pero todavía no llegan a ser tan largos como los billetes estandarizados.
Ulldecona: Mezcla imágenes, escudo, borde de billete y texto, pero solo se usa un color por valor emitido. Son rectangulares y el material del que están hechos es fino de y mayor calidad que el de los billetes anteriores.

Orihuela: Predominio de los dibujos sobre las letras. Se incluyen caras e imágenes de monumentos donde se identifica el pueblo. Se usan distintos tonos de marrón e incluso morado. El material es de mejor calidad que los billetes anteriores.
Navamorales: La emisión tiene varios valores (25 céntimos, 10 céntimos, 1.50 céntimos, una peseta, 50 céntimos…) y cada uno está hecho en un color. El diseño es muy complejo. Se mezclan imágenes, texto, números y diferentes tamaños. Son de tamaño rectangular y están hecho en un material fino de buena calidad.

CARACTERÍSTICAS DE LOS BILLETES LOCALES

Intentar realizar una clasificación sobre las características de los billetes de esta época es una tarea muy compleja porque hay muchas variedades. Así que sólo haremos una distinción, dependiendo de la zona en la que fueron emitidos, teniendo en cuenta que nos referimos a las carácterísticas generales, pero que existen excepciones.
Zonas más cercanas a las fronteras
Mayor dificultad para emitir los billetes y mayor
necesidad de realizarlos.
Hay más vales que billetes.
Simples y rudimentarios.
Generalmente escritos a mano.
Predominan las letras sobre los dibujos.
A pesar de ello, podemos destacar algunas
excepciones como el billetes de Pozoblanco,
realizado con calida
Zonas más alejadas de las fronteras
– Material: papel fino, de estraza, de
pergamino, de cartulina, de cartón fino o
grueso, cartón cuero  y madera.
– Procedencia del papel: pautada, rayado,
cuadernos escolares y tarjetas de visita.
– Forma: generalmente rectangular, algunos
cuadrados o circulares.
– Valores: desde cinco céntimos hasta 50
pesetas. Predominio de los valores entre 50
céntimos y una peseta porque eran los más
usados.
– Aval: podían tener impresa la entidad
emisora, un sello o la firma del responsable.
– Motivos: monumentos locales, personajes
políticos o históricos, escudos y alegorías.
– Vigencia: indefinida o limitada.
– Cobertura: muy variable, desde que son
canjeables por billetes del Banco de España
hasta no poner nada.
Mapa de la distribución de los bandos de la Guerra Civil en marzo de 1937
En este mapa se pueden diferenciar la zona en la que se situaba cada pueblo.
En azul el bando franquista y en amarillo el bando republicano.

ORIGEN DE LOS BILLETES LOCALES

Monedas y billetes en circulación cuando comenzó la guerra:
•  Emitidas durante la Monarquía: monedas de 50 céntimos, 1, 2 y 5 pesetas de plata
•  Emitidas por el Gobierno Republicano: monedas de 5, 10 y 25 céntimos de cobre, 25 céntimos en cuproníquel y de 1 peseta de plata
•  Billetes de 25, 50, 100, 500 y 1000 pesetas
Al estallar la guerra la gente guardó las monedas de plata porque eran más valiosas, por estar hechas de plata, que por la cantidad que representaban.
A su vez, el Gobierno las estaba recogiendo, para sustituir las monedas de la monarquía por las republicanas y usar la plata para sufragar los gastos de la guerra.
Estos dos hechos propiciaron la carencia de monedas fraccionarias, que dificultaba desarrollo de las transacciones mercantiles.
Algunos comercios comenzaron a crear vales para facilitar el intercambio, pero estos vales no estaban respaldados por ninguna entidad bancaria ni organismo oficial.
Aunque los vales locales existieron siempre en casi todos los pueblos de dominio republicano, desde los primeros días del mes de agosto de 1936.
La situación llegó a ser tan grave que algunos municipios decidieron emitir billetes municipales garantizándolos y algunos organismos locales (sindicatos o comités) hicieron sus propias emisiones para facilitar el pago de sueldos.
Durante el año 1937 muchos Ayuntamientos se vieron obligados a emitir sus propios billetes, que carecían de validez fuera del término municipal de la localidad que los ponía en circulación.
No todos los Ayuntamientos depositaban el equivalente en moneda de curso legal para avalar estas emisiones. Aunque este hecho fue consentido por el Gobierno como medida provisional hasta que el Banco de España emitiera una cantidad de momenda fraccionarioa sufiente para todo el país.

————————————————————————————————————————

El proceso por el que desaparecen las monedas se llama atesoramiento. Primero fueron las de plata, después la de níquel y cobre. El fenómeno ocurrió en otros países como Rusia, Francia o Alemania, por razones bélicas.

Al carecer de moneda, la zona republicana comenzó a emitir monedas y billetes de ámbito regional o local.

Emisiones de Gobiernos autónomos o Consejos regionales:

– Generalitat de Cataluña
– Consejo de Asturias y León
– Palencia y Burgos
– Gobierno de Euzkadi
– Consejo de Menorca

– Emisiones locales: las hicieron ayuntamientos, comités, colectividades, sindicatos cooperativas… Se conocen más de 2.000 y hay catalogados cerca de 7.000 billetes distintos que se pueden visitar en http://www.billetesmunicipales.com, apartado álbum fotográfico.